Reseña: El regreso de Guardianes de la Galaxia

En esta secuela la parte emotiva se mezcla muy bien con la acción y las risas. Pudimos ver la película y esta son algunos de nuestros alcances antes del estreno este 28 de abril.


Los primeros planos del film son robados por un alegre y desafiante Baby Groot, que se muestra bailando y jugando mientras que los guardianes, Star Lord, Gamora, Rocket y Drax luchan contra una enorme criatura. Con esta muestra ya te das una idea de lo importante que sigue siendo la parte hilarante durante la acción, como en la primera entrega.

La acción comienza cuando Rocket roba unas baterías de un artefacto de los Soberanos, que fueron lo que los contrataron para pelear con el monstruo. Al ser descubiertos, en su huida reciben una ayuda inesperada, cuando estaba rodeados por naves enemigas.


"Baby Groot" se roba el protagonismo de muchas escenas.
Aunque se demora un poco en llegar al tema central y emociónate de la película, hasta el momento de la aparición de Ego, el planeta viviente, interpretado por Kurt Russell en su forma humana, pieza fundamental para entender como un mortal de la tierra pudo manipular una de las cinco piedras del infinito.


Por ello conoceremos el linaje de Star Lord vinculado a la historia de su mamá con Ego, enterándose que es su padre. Ego le comparte sus habilidades vinculado a la existencia de su planeta y por primera vez Quill siente lo que es de tener un padre para “jugar a la pelota”. Pero esta felicidad tiene un giro radical y oscuro revelando las verdaderas intenciones de Ego sobre Peter.


Kurt Russel representa a "Ego"
La parte emotiva de la película dentro de los desenlaces es un punto a favor de esta cinta. Junto con la música, como en la primera parte, te genera muchas sensaciones al estar acompañado con el argumento de la historia. 

Entre ello podemos continuar con el tensa y confusa relación sentimental entre Gamora y Peter. Además la hijas de Thanos se rencontraran para limar algunas asperezas. Y Drax se mostrará más irreverente junto con Manthis, nuevo personaje que acompaña a Ego en su planeta. Además descubriremos el mejor lado de Yondu, ligado a una de las escenas más emotivas de la película.

Nuevos enemigos salen a la luz, entre ellas Ayesha, la líder de los Soberanos que jurar vengarse del grupo liderado por Star Lord por haberla traicionado. En esta cinta Los Desbastadores tienen un rol fundamental y además, aparecerá Stakar Ogor, interpretado por Sylvester Stallone.

Escena de Yondu y Rocket de la película.

Estos elementos abrirán campo para la ya confirmada próxima entrega, dirigida también por James Gunn, que afirma que será la última sobre los guardianes espaciales que encabezará. 

Por todo esto esta nueva entrega de Guardianes de la Galaxia te dejará convencido y satisfecho, solo tiene que esperar un poco el para llegar al desenlace, pero lo vale. La película cuenta con 5 escenas post-créditos, así que no te levantes de tu asiento, y obviamente, esta presente el infaltable cameo de Stan Lee que caracteriza las película de Marvel.

Comentarios